Suplementos

Vitaminas prenatales: ¿conexión entre los suplementos vitamínicos y el autismo en bebés?

Durante el embarazo, los requerimientos nutrimentales para ciertos nutrientes diarios de la mujer, como el ácido fólico (folato), calcio y hierro, son vitales para el desarrollo y crecimiento adecuado del feto; pero ¿hay una conexión entre tomar vitaminas prenatales y autismo?

El trastorno del espectro autista (ASD, por sus siglas en inglés) incluye una variedad de condiciones, como síndrome de Asperger, el cual altera la interacción social, comunicación, intereses y la conducta. De acuerdo con la Autism Society, más de 3.5 millones de americanos viven con ASD, pues se estima que 1 de cada 68 niños es diagnosticado con este.

Aunque las causas subyacentes del autismo no están del todo comprendidas, muchos expertos de la salud creen que la genética, factores ambientales o una combinación de los dos son los responsables. Ahora, algunas investigaciones están haciendo una conexión entre la nutrición prenatal y el riesgo aumentado de autismo en bebés.

Autismo y cuidado prenatal

Aunque aún hay mucho que aprender en cuanto a cómo los factores maternos dietéticos podrían influenciar el desarrollo del cerebro en el vientre, hay mucha evidencia que vincula a la nutrición maternal y al riesgo de autismo. Un estudio del 2011 publicado en Epidemiology concluyó que una dieta de alta calidad rica en folato antes de quedar embarazada podría reducir el riesgo del ASD a la mitad, y otro estudio del 2013 halló que un consumo mayor de grasas durante el embarazo disminuyó el riesgo de autismo en bebés cerca de 30%.

Ahora, un nuevo estudio internacional sugiere que tomar vitaminas prenatales temprano durante el embarazo podría estar relacionado con un riesgo disminuido de autismo en niños en comparación con las madres que no toman suplemento vitamínico prenatal alguno.

Vitaminas prenatales y autismo, explicado por la ciencia

Publicado en el  British Medical Journal, los investigadores de hospitales y universidades en Filadelfia, Estocolmo y Bristol analizaron datos de casi 300.000 madres suecas y sus hijos, que habían nacido entre 1996 y el 2007. Las madres habían informado uso de ácido fólico, hierro y suplementos multivitamínicos en su primera visita prenatal; los investigadores revisaron los registros nacionales para identificar casos de niños con ASD.

Después de ajustar factores que podrían influenciar sus descubrimientos, los investigadores hallaron que las mujeres que tomaron multivitamínicos, con o sin hierro y/o ácido fólico, tuvieron menos probabilidad de que su hijo desarrollara autismo con discapacidad intelectual en comparación con las madres que no tomaron nada.

 

“El uso de multivitamínicos con o sin ácido fólico o hierro añadido fue asociado con una probabilidad más baja de autismo infantil con discapacidad intelectual, en comparación con las madres que no tomaban suplementos”, explicó la autora principal del estudio, Elizabeth Devilbiss, en el mismo.

Más investigación se necesita en cuanto al papel de las vitaminas

Podrías estarte preguntando, ¿cómo puedo evitar el autismo mientras estoy embarazada? Aunque los hallazgos son interesantes y establecen una conexión entre las vitaminas prenatales y un bajo riesgo de ASD, no pueden establecer causa y efecto y no pueden señalar cambios específicos en las directrices de suplementos y cuidados prenatales para las mujeres embarazadas.

“Ha habido más estudios en años recientes sobre diferentes aspectos de la dieta durante el embarazo y el riesgo de autismo que involucran a los multivitamínicos, hierro, ácido fólico, vitamina D y más, pero la evidencia aún es inconclusa”, dijo DeVilbiss. “Más trabajo necesita hacerse en esta área para clarificar estas relaciones potenciales”.

Deje de pagar de más. Busque cupones y ahorre en sus recetas.

Acceso gratuito e instantáneo a los precios de RX más bajos en farmacias cercanas.


Ex: Lipitor, Gabapentin, etc.

Please fill out all form fields before submitting.