Demanda por negligencia médica: cuándo debe hacerlo y cómo hacerlo

Seguro de Salud

Cuando algo no sale bien con su cuidado médico o el resultado no fue el que se esperaba, algunas personas investigan cómo demandar al doctor para una indemnización por las heridas y daños; sin embargo, no todos los errores en los tratamientos son buenos candidatos para un caso de negligencia médica.

Un informe del 2016 publicado en BMJ muestra que los errores médicos en los hospitales y en otras instalaciones de cuidados de la salud ahora podría ser la tercera causa principal de muerte en los EE.UU., lo cual ocasiona, por lo menos, 250.000 todos los años. “En el mundo, el error médico que causa que el paciente fallezca es una epidemia poco conocida”, dice el autor del artículo,  el doctor Martin Makary, un profesor de cirugía y políticas de la salud en la Johns Hopkins University School of Medicine.

Si te estás preguntando qué constituye una demanda por negligencia médica y qué se necesita para proseguir con una demanda contra tu doctor, aquí hay unas cosas básicas de negligencia médica que son importantes para tomar en cuenta cuando estés pensando en demandar a tu doctor.

Cuándo y cómo demandar a un doctor

Un número de situaciones podría causar una demanda por negligencia médica, desde un doctor que comete un error durante una operación a que este no le dé las advertencias relativas a los efectos secundarios provenientes de medicamentos prescritos a un paciente; sin embargo, con la mayoría de los casos de lesiones personales, debes haber sufrido daños reales como resultado directo de la negligencia de tu doctor para poder realizar una demanda legítima por negligencia médica.

De hecho, debido a que las demandas por negligencia médica son, usualmente, de alto riesgo y requieren una inversión financiera significativa y tiempo, muchos abogados de negligencia médica sólo considerarán los casos que impliquen heridas serias, como la pérdida de una extremidad, desfiguración, parálisis, deterioro de una función corporal o muerte.

Asegúrate de mantener registros

La negligencia médica, a menudo, es comprobada por medio de registros médicos importantes y cuentas personales. Asegúrate de mantener registros meticulosos de todo lo que tu doctor te diga sobre tu diagnóstico, tratamiento y medicación y cualquier efecto secundario o problema que podrías experimentar. También debes conservar registros de cualquier dinero o trabajo perdido como resultado de la negligencia del doctor. También, si estás demandando por dolor y daños sufridos, deberías tener una bitácora del sufrimiento que soportaste a lo largo del proceso.

Consigue una opinión imparcial

Los doctores son como todas las personas, así que es inevitable que cometan errores, pero debido a que la medicina puede ser subjetiva, algunos sugieren presentar tu caso a otros doctores para determinar si el doctor se comportó de la forma correcta o no. De acuerdo con la asesoría legal del sitio web Nolo.com, una demanda por negligencia médica puede ser más fuerte si otros profesionales médicos pueden respaldar la afirmación de que tu doctor actuó de forma inadecuada.

Probar la negligencia médica de un doctor

Estar insatisfecho con tu tratamiento o resultado no siempre significa que tu doctor es elegible para una demanda de negligencia médica, ellos deben haber sido negligentes en relación con tu diagnóstico o tratamiento.

De acuerdo con los expertos, un paso crucial en cómo demandar a un doctor incluye ser capaz de demostrar que el doctor te causó daño en una forma que un doctor competente, bajo las mismas circunstancias, no lo habría hecho. “El ‘cuidado estándar’ está definido como lo que un proveedor médico prudente habría hecho o no bajo las mismas circunstancias o similares”, explica Jason Konvicka, un abogado con sede en Virginia, a Forbes.

Contactar a un abogado debido a la negligencia médica

Si crees que tienes suficiente daño y pruebas para demandar a tu doctor, el siguiente paso sería contactar a un abogado de negligencia médica. Normalmente, los casos de negligencia médica son tomados con base en honorarios de contingencia, donde el abogado, usualmente, cubrirá tus gastos legales que luego serán deducidos de cualquier arreglo o indemnización de la demanda. Por esta razón, un abogado podría necesitar que tu caso sea fuerte para justificar el riesgo y los requisitos financieros y de tiempo  implicados.

Deje de pagar de más. Busque cupones y ahorre en sus recetas.

Acceso gratuito e instantáneo a los precios de RX más bajos en farmacias cercanas.


Ex: Lipitor, Gabapentin, etc.

Please fill out all form fields before submitting.